Rescate

Hematología

Es la especialidad de la medicina que se dedica al diagnóstico y tratamiento de las enfermedades benignas y malignas que afectan a la sangre y los órganos que la producen.

La hematología se divide en dos grandes ramas que estudian distintas condiciones y patologías.

La hematología benigna se dedica al estudio y tratamiento de diversas enfermedades del tejido hematopoyético, responsables de la producción de células sanguíneas.

GLÓBULOS ROJOS

Los glóbulos rojos cumplen un rol fundamental en el transporte del oxígeno. La disminución de los glóbulos rojos o anemias no son propiamente enfermedades; suelen ser una señal de alarma de algún fallo en la producción o por presencia de pérdidas sanguíneas. El aumento de los glóbulos rojos o eritrocitosis suele asociarse a enfermedades de cuidado.

ALTERACIONES DE LOS GLÓBULOS BLANCOS O LEUCOCITOS

Los leucocitos son las células de defensa en el cuerpo. Las alteraciones leucocitarias merecen un análisis detallado ya que pueden ocasionarse por enfermedades en su mayoría leves, pero también por condiciones graves (por ejemplo las leucemias).

ALTERACIONES DE LAS PLAQUETAS

Las plaquetas tienen un rol fundamental en la coagulación normal del cuerpo. Sus alteraciones tanto cuantitativas como cualitativas, requieren de manejo hematológico especializado.

La hematología oncológica se dedica al estudio de enfermedades neoplásicas (malignas) del sistema sanguíneo. El diagnóstico hematológico es esencial para planear un tratamiento adecuado y oportuno. Nuestro cuerpo tiene finos mecanismos para controlar la producción y destrucción de todas las células. Cuando uno de estos mecanismos falla, se producen los cánceres. Ejemplo de ellos y cuyo manejo es de resorte de esta especialidad están:

MIELOMA Y GAMMAPATÍAS

El mieloma es una proliferación de las células plasmáticas productoras de anticuerpos. Sus manifestaciones son diversas incluyendo anemia, alteración de la función renal y dolores óseos y fracturas. Si bien son enfermedades hoy en día no curables, hay diversas estrategias de tratamiento que permiten un adecuado control y prolongar la supervivencia de los pacientes.

LINFOMAS

Son enfermedades malignas de los ganglios linfáticos. Hay más de 30 tipos incluyendo los linfomas de Hodgkin y no Hodgkin. Entre los diversos tipos de linfomas hay diversos comportamientos desde alteraciones leves hasta enfermedades potencialmente letales. Requieren un diagnóstico oportuno y dependiendo del tipo se pueden usar tratamientos para controlar las enfermedades y en casos graves usar quimioterapia y trasplante hematopoyético.

LEUCEMIAS

Las leucemias agudas suelen ser enfermedades muy graves que requieren tratamiento hospitalario. Si bien son graves, pueden ser tratadas y curadas con esquemas de quimioterapia y en ocasiones con trasplante de hematopoyético.

MIELODISPLASIA

Estas enfermedades son alteraciones premalignas de la formación sanguínea con posibilidades de transformación a leucemia mieloide aguda. Una adecuada clasificación inicial es esencial para un óptimo plan terapéutico.

CONOCE AL EQUIPO MÉDICO

PROGRAMAS

RELACIONADOS

UBICACIONES

ENCUENTRA TU HOSPITAL, CLÍNICA O CENTRO MÁS CERCANO